El Ultimo Gran Blog: Despues de Este... no hay mas.

martes, noviembre 28, 2006

214 - Relatos Peninsulares 2

Finalmente me he conseguido un tiempecito para escribirte, ya extrañaba esto de los postos. Es hora de la segunda parte de los relatos peninsulares:

Es un... napolitano normal...

No tenía más que unos días sin café (porque en la casa donde me quedé nadie tomaba café) cuando mi desesperación creció a tal grado que presioné hasta que me llevaron a un cafecito -de estilo cubano donde puedes ver a los señores yucatecos discutiendo de política- llamado La Habana (o algo así). Además de antojo de café, tenía antojo de algún postrecito y noté que en la carta tenían, entre otras cosas, algo llamado -napolitano de café-; Al principio pensé que se trataría de un flan napolitano con sabor café o algo así, sin embargo más abajo decía -flan- (flan a secas) así que descarté esa idea y decidí que lo mejor sería preguntarle al mesero:

-disculpe, qué es el napolitano?-
a lo que el simpatiquísimo yuca me respondió
-pues es... un... napolitano normal pero con café encima... es como... es un napolitano normal-
el hombre estaba todo extrañado por que alguien le preguntara algo así, además me hizo ademanes como de algo cuadrado y alto.
-Ah... bueno... tráigame uno- le dije
-y a mí también- agregó uno de mis acompañantes.
Pasó un rato y nos sirvieron el famoso café negro que realmente sabía a café, de verdad era negro y daba la impresión de ser como el café de Cuba (que según me han dicho es muy cargado y con aroma, como ese que me sirvieron aunque no venía de Cuba y la verdad nunca he ido a Cuba a tomar un café que de hecho sería la única razón para ir a Cuba). Después llegó el famoso -napolitano de café- que resultó ser... un flan napolitano con jarabe de café encima O__o ! ! !

Poco después me enteré que en ese mismo lugar, cerca de la entrada, unos tipos se agarraron a golpes por diferencias políticas, pero eso es harina de otro costal.



Noche de chicas...

En otra ocasión (y continuando con la temática -restoranes peninsulares-) fuimos los mismos 3 sujetos a un lugar llamado -las llardas- o algo así, pero al entrar notamos que estaba
lleno de mujeres de todas las edades, así que los únicos varones eramos mi amigo, yo y los meseros (tal vez otro despistado oculto entre las chicas). No le dimos importancia y ordenamos una abundante cena que supuestamente era para dos, pero por nuestro ajustado presupuesto y estómago de estudihambre tuvimos que repartir entre los tres (y pudimos haber sido cuatro).

Cuando llegó nuestra abundante comida para dos que comimos tres, el mesero empezó a reacomodar todo lo que había en la mesa, como si tuviera un esquema mental inquebrantable: drásticamente movió los cigarros a una esquina, el encendedor enmedio, el cenicero en la otra esquina, el salero pegado a la pimienta, las salsas al lado y los cubiertos los puso en ángulo recto con el borde de la mesa. Todo de forma inesperada. Al parecer los Yucas son fanáticos de la ley y el orden.

En fin, la cena no era de lo mejor, pero los coctelitos que preparaban (en yardas, por cierto) estaban ricos, la única desventaja es que el calor los mantenía fríos sólo por dos minutos... o un poco más. Cuando ordené una piña colada (que me bebí a la salud de Antipática, quien es fanática de las piñas coladas) el mesero preguntó discretamente si era para mi o para nuestra acompañante femenina lo cual también me extrañó mucho. Cuando pedimos la cuenta el mesero nos indicó que la separó en dos puesto que las bebidas eran
2X1 para damas por ser miércoles (o martes tal vez) y así fue como nos dimos cuenta que no era casualidad que el lugar estuviera a reventar de chicas... así que... para la próxima ya sabemos.



Eso es todo por esta ocasión, no te pierdas la
tercera parte de los relatos peninsulares con la historia del padrecito mata- y próximamente... las nuevas aventuras y desventuras en HornyCow!!, además hay dos sorpresitas incubándose en mi mente (y en mi compu) así que... prepárate porque EUGB está tomando fuerza O___o


1 comentario:

-akina- dijo...

Jajaja un napolitano normal.... pues es que era.... un napolitano normal!!! Cómo pudiste dudarlo!Ja!!

:P

Saludillouuuusss!!!!!!!!